Luca

Luca es un Bárbaro del reino de Syrtis, en el mágico mundo virtual del juego Regnum On Line, de la empresa argentina NGD Studios.

Luca odia su rojo pelo, y este es el relato de sus aventuras en clave de humor.

(habilité los comentarios anónimos, así que escriban sin miedo... )

Capítulo VIII: ¿Qué me decías?

Luca mira incrédulo al ser supremo, anonadado ante la increíblemente roja cabellera que detenta. Los ojos del Adh-min son dos brasas en la oscura noche.

- ¿ tonces ? - dice el magno, comenzando a impacientarse...

De pronto un peludo Uthgar, comienza a tironear de la armadura de Surakus.

- Sura, sura, hacéme 50, haceme 50 - grita insistentemente - dale hacéme 50, no seas botón... - Un silencio mortal cae sobre la multitud. Decenas de ojos contemplan atónitos la escena. El ser superior se vuelve lentamente. Un sombra de cólera cubre su mirada.

- ¿Que dije recién ? eh ? que dije ? - El cabra suelta la armadura, y retrocede atemorizado. Una oscura nube comienza a formarse sobre la cabeza del Adh-Min.

- !! Que no rompan las pelotas !!!
- perdoná Sura... es que recién llego y vi que...
- ! Nada ! - ruge el magno. Una súbita luz estremece la escena. Se escucha un grito... extrañamente agudo...

El Uthgar ha sido transformado en una rubia arquera elfa de breve falda... Las carcajadas sacuden la masa de guerreros, mientras la niña huye avergonzada.

El Adh-Min, se vuelve una vez más hacia Luca y pregunta - bue, que me decías ?

Luca piensa a toda velocidad. ¿Cómo decirle a un colorado que odia ese color de pelo ? Más aún, a este ser, que acaba de mostrar su rápida cólera e inconmensurable poder... Tiene que inventar algo. A su memoria viene algo que escuchó en una taberna de Raearia.

- Es verdad ... - titubea -... lo que escuché... que si un reino tomara al mismo tiempo, todos los fuertes y castillos, y pudiera mantenerlos conquistados por una hora... se abrirían las puertas de la muralla y se podría al fin invadir el territorio enemigo ?

Un murmullo recorre las filas. El mito ronda hace años, pero nunca ha podido ser comprobado, ya que el balance de las fuerzas de los reinos se mantiene estable en la eterna batalla.

- Ja - dice el Adh-min. Una leve sonrisa cruza su rostro. Luca respira de nuevo. - invasión... mmm... podría ser...

Luca siente de pronto una voz en su cabeza ( la de su Ush-er ? quizás ? ) que repite... Ra... Ra... Ra...

Todo se vuelve negro una vez más... Luca se siente caer en un oscuro pozo... y despierta nuevamente en su cama en Fisgael.

Aún estremecido por las increíbles experiencias vividas, en la mente de Luca comienza a forjarse un plan. No puede pedirle a Surak nada acerca de su horrible pelo, sin arriesgarse a una terrible represalia. Debe contactar a algún otro Adh-Min. ¿Pero... como llegar a la isla ? Correr bajo el agua sólo da un pequeño margen de tiempo, aún estando bajo la influencia de una embestida y un retorno... quizás si un conju lo fuera curando... o lo reviviera en la mitad del camino...

Luca decide entonces, pedir la ayuda de su clan, los Centinelas Nocturnos...


Capítulo IX: Intermedio